Con los ahorros de luz diurna nuestros días están a punto de ser más cortos, y la falta de luz solar puede causar que muchos de nosotros los residentes del centro de Texas tengamos eso que es denominado el “Winter blues”, o sentimientos de tristeza y depresión.  Se estima que 25 millones de Norte Americanos experimentan la tristeza que causa todo, desde irritabilidad hasta saciarse.  Sin embargo, una forma más seria de Winter Blues es llamada “Trastorno Afectivo Emocional” (SAD-sigla en inglés) y es identificada por severos cambios de humor y esa sensación de estar en un “bajón”.  Los niños también pueden ser afectados.

El Trastorno Afectivo Emocional (SAD) puede ser el resultado de muchas circunstancias del tiempo invernal, de estar encerrado por largos periodos, aburrido e inquieto, o por problemas fisiológicos como una caída de la serotonina, un químico cerebral que regula el estado de ánimo y el hambre.  Cuando los niveles de serotonina están bajos, el cuerpo anhela los dulces; los que temporalmente aumenta los niveles de serotonina haciéndolo sentirse mejor.  Pero ese “alto nivel” es solo temporal y cuando su cuerpo se bloquea; establece una montaña rusa de hambre y ánimo que puede llevarlo a comer en exceso y ganar peso.

Algunos consejos para evitar esa montaña rusa de serotonina en la época invernal:

  • Tome una merienda en la tarde: Incluya carbohidratos y proteína como una rebanada de pan de trigo 100%              integral y una cucharada de mantequilla de maní.
  • Obtenga muchos alimentos ricos en Vitamina B: Pollo, legumbres, pescado, plátanos, aguacate y verduras de            hoja verde.
  • Obtenga suficiente proteína: agregue una rebanada de pavo o un vaso de leche a una comida o refrigerio.
  • Tome un multivitamínico diariamente.
  • Manténgase hidratado: propóngase al menos a medio de su peso corporal en onzas o más si el entrenamiento        es fuerte y suda a un alto nivel.
  • Sea consciente de su consumo de cafeína.
  • Créese su propia luz solar: Una brillante luz artificial de espectro completo puede ayudarle a frenar la “tristeza         invernal”
  • Obtener un desayuno rico en proteínas puede ayudar a proporcionar un efecto estabilizador sobre su nivel de         azúcar en la sangre hasta su próxima comida.
  • ¡Haga un buen entrenamiento físico todos los días! El ejercicio aumenta sus niveles de endorfina y ayuda a               impulsar su estado de ánimo.

EL factor de la Vitamina D

Una deficiencia en la vitamina D juega un gran papel en la “tristeza invernal”. Tanto como la cantidad de luz solar disminuye en invierno, así los niveles de Vitamina D en el cuerpo, porque la luz solar es una fuente primaria de este crítico nutriente. Para obtener la cantidad de Vitamina D recomendada, usted necesita una mínima exposición a la luz solar, por ejemplo, 10 a 15 minutos por día.  Durante los meses de invierno en las latitudes del norte hay muy poca o casi nada Vitamina D producida por la piel.  Basados en el Ecuador, la línea divisora es desde los Ángeles hasta Atlanta, por lo tanto, cualquier persona que viva por encima de esta línea debe complementar con 600 a 800 UI (Unidades Internacionales) de vitamina D3 por día.

La vitamina D ayuda a aumentar su inmunidad, especialmente durante los meses de invierno cuando todos se enferman.  También la Vitamina D tiene otras funciones en el cuerpo, incluida la modulación del crecimiento celular, la función neuromuscular e inmune y reducción de la inflamación.

Además, aquí hay algunos alimentos que son naturalmente ricos en Vitamina D:

  • Aceite de hígado de Bacalao
  • Pez espada
  • Salmón
  • Atún
  • El Jugo de naranja que es fortificado con Vitamina D

Como el invierno de los viejos puede volvernos a algunos en gruñones, los cambios de humor y la irritabilidad pueden ser señales de problemas más serios.

 

*Esta información está destinada al conocimiento general y no sustituye la asesoría y el tratamiento de un médico profesional.

Para obtener más información, visite www.sw.org.